Gunitados Técnicos

La técnica del gunitado es un sistema constructivo consistente en proyectar con un «cañón» o manguera a alta presión de hormigón, pudiendo construir sobre cualquier tipo de superficie, inclusive la tierra, con el objetivo de conseguir un muro continuo, con mayor resistencia y menor espesor, para soportar y contener la presión ejercida por el terreno, con cualquier tipo de pendiente, ofreciendo una impermeabilización óptima gracias a la baja porosidad.

 

Operario realizando un gunitado técnico

Gunitado Vía Húmeda

Proyección de hormigón previamente mezclado. Entre sus ventajas se encuentra la nula emisión de polvo y el mayor rendimiento.

Gunitado Vía Seca

Proyección simultánea de hormigón «en seco» y agua, produciéndose la mezcla en la boquilla del proyector. Mayor distancia de proyección con un menor rendimiento y una alta emisión de polvo.

Gunitado de alta resistencia

En combinación con distintas armaduras (malla metálica, mallazo, geomallas, etc.), sistema de anclaje al terreno (bulonado, fijado de malla) y características y dosificación propias del material (aditivos, composición de mezclas).

Resultado de trabajo de medio ambiente

Parques de patinaje

Acabados de gran resistencia y alta capacidad de tránsito. Posibilidad de ejecución de múltiples diseños.

Gunitados en altura

Sistemas de proyección a larga distancia (hasta 150 metros de distancia y alturas superiores a 30 metros.

Gunitados en entornos marinos

Alta resistencia a los ataques químicos.

Gunitados en entornos confinados y Zonas de Difícil Acceso

Proyección combinada con sistemas de extracción en espacios total o parcialmente cerrados con aberturas limitadas de entrada y salida y, ventilación natural desfavorable.

Operarios proyectando hormigón en un talud